Impuesto al Patrimonio

Muchos lo llaman como el “robo descarado” por parte del Estado, para obligarnos a dar un poco o algo de lo que percibimos con nuestras horas de trabajo, destinado para llenar los bolsillos de los políticos de turno. Es una práctica realizada desde los tiempos de la creación de los Derechos Civiles y Económicos de la persona o ser humano, inclusive, viene desde épocas muy lejanas como la era de Justiniano con el Derecho, o la época de la creación del Estado Romano.

Es muy sencillo de explicar y también de desarrollar. Tu trabajo durante todo un mes, semana, o incluso día, debe estar destinado (una pequeña parte) al Estado donde resides. ¿Por qué?, porque si no lo hicieras, el Estado no tendría dinero suficiente para mantenerse así mismo, y decaería en una mala gestión.

Por eso, existe el tan famoso “Tío Sam”, aquella figura representativa del Estado americano para obligar a sus ciudadanos a pagar impuestos, y mantenerlos siempre firmes con respecto al mismo. Incluso, en dicho país, el no pagar impuestos puede considerarse una pena mucho mayor que un homicidio, y es tan mal vista como una violación.

Razones inexplicables muchas veces

Como también pagamos impuestos, tenemos el derecho a exigir ¿no es así?, pues, es correcto en cierta parte, más no siempre sucede como nosotros esperamos o quisiéramos que sucediera. Principalmente los impuestos hacen mover la economía de una nación, es decir:

Imagina el Estado como una gran residencia, como un hotel gigantesco, donde es necesario que tu pagues algo, para que ese hotel pueda seguir funcionando cómodamente, donde las calles estén limpias y transitables, donde no exista delincuencia, y donde se vele por tu seguridad y salud.

Si lo vemos desde esa perspectiva, todos los gobiernos del mundo deberían hacer bien su trabajo, pero lastimosamente, no es así, ya que incurren en ciertas dolencias que terminan generando malas atribuciones al mismo y a sus ciudadanos. Un error común que suelen cometer los gobiernos es pagar las deudas extranjeras con los impuestos nacionales, o más aún, es tomar los impuestos para la creación de lugares de trabajo que no son necesarios. Tal es el caso, como una tecnología de creación de tarjetas móviles (ram, sd, micro) en una región donde no se obtienen los materiales pertinentes para ello. Es sustraer e invertir mal el dinero obtenido.

Todo está basado en la gestión

Los impuestos siempre velarán por mantener en sanidad tu lugar de vivencia o domicilio, velarán por proteger al ciudadano, porque al final de cuentas, es como un gran negocio para el propio Estado, y es “Lo que se debe hacer”. Es por ello, que muchas veces notas, que los locales comerciales cobran un “Tax”, de lo que tu compra, que algunas veces, el precio suele ser superior al que viste cuando tomaste el producto. Esto es muy simple de indicar, esto ocurre porque las entidades comerciales pagan impuesto por cada una de las cosas que son vendidas en sus interiores.

Y tienen la responsabilidad de pagar al Estado por ello, por esta simple razón, existe el impuesto al patrimonio, y como tal, debe ser respetado y continuado.

You May Also Like

About the Author:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *